Festival de Málaga 2015: Día V

Escrito por

Twitter icon

tocaoras

Tomamos caminos opuestos a la Sección Oficial con Tocaoras, El viaje de las reinas y El complejo de dinero

Las secciones en un festival nunca vienen ordenadas por su importancia o su mérito cinematográfico. Tendemos a pensar que la Sección Oficial es la única que puede colmar nuestras expectativas pero superado el ecuador, y reconociendo que la decepción está siendo mayúscula, nos exiliamos voluntariamente lejos del teatro Cervantes, una desintoxicación necesaria para encontrar consuelo o hacernos sentir algo. Y lo conseguimos en parte.

Alicia Cifredo elabora, a raíz de un encuentro por casualidad, el documental Tocaorasque indaga en la cronología y la actualidad de las mujeres guitarristas en el flamenco. Se da la situación de que la pasada edición ya se pudo ver en un pase especial y ahora repite dentro del marco Afirmado los derechos de la mujer, con lo que nos podemos considerar afortunados. Su estructura deslavazada, a veces demasiado caótica con totales de gente que sólo aparecen para mencionar su nombre, se pasa por alto gracias al ritmo musical que le imprime la guitarra flamenca. Puede que no fuera una intención pero ahí están los resultados. La selección de personas a la que escuchamos es extensa y abarca a estudiosos, músicos, guitarristas del pasado, del presente y del futuro, con lo que obtenemos un marco global de los obstáculos que se encuentran estas tocaoras por el camino. Desde la profesionalización, la mala fama, el machismo o la fusión de estilos y la pérdida de la identidad. De hecho en éste último punto se enroca y se enreda en el cuarto final, ofreciendo un plano global del flamenco y dejando un poco de lado al sujeto del documental, pero poder conocer las historias y ver los rostros de quienes pusieron la primera piedra en este campo de las artes.

el viaje de las reinas

Sin dejar las artes escénicas, pudimos ver en el mismo marco El viaje de las reinas, cinta que documenta la preparación de la obra de teatro Reinas, en Zaragoza. Una representación concebida y dirigida por una mujer en la que 12 actrices darán vida a 12 reinas en la historia europea. Durante un año contemplamos la doble pugna con el estigma de ser mujer y de querer ganarse la vida en el mundo del espectáculo. Cómo la pasión y la necesaria supervivencia se superponen la una a la otra en un trayecto que debería transmitir más vértigo del que siento. Claro ejemplo de historia que nos llega como información pero cuyas momentos álgidos de unión o más complicados, cuando parece que el dinero no va a llegarles, pasan sin pena ni gloria ante nuestros ojos. Quizás sea efecto de tener un reparto tan coral o quizás es que no ha sabido bucear y mostrar esas historias que parecían literalmente pegar en nuestra puerta (como la historia de la stripper o la que deja a su pareja por la obra, detalles que aparecen pero que no culminan).

el complejo de dinero

Cambiamos documental por ficción (?) en la que será seguro la cinta más inenarrable de todo el festival: El complejo de dinero. Regresamos a Zonazine después de la funesta experiencia con Mirabilis estábamos de primeras ante una adaptación libre de Der Geldkomplex, una novela alemana escrita en 1916. Tan libre que en ningún momento se sitúa al espectador en ningún contexto, sólo observamos a una serie de personajes enclaustrados en una especie de finca durante un fin de semana perpetuo. De libre que es, no tiene ni género, ni lugar concreto al que ir, y en su concepción queda bastante claro su vocación experimental, tal como explicaba el realizador Juan Rodrigañez: “No teníamos guion, realizamos una puesta en escena experimental queriendo crear una atmósfera […] Ninguno somos actores o estamos especializados en el cine, venimos del mundo de las artes escénicas contemporáneas”. En su indefinición/experimentación hay momentos contados de humor (una suerte de paella nazi) y de emotividad musical, pero otros son un salto sin red al vacío que dejan a cualquiera perplejo, como fue ver a una de las protagonistas mutar en gallina durante unos minutos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *