Cannes 2014: Sección Oficial (I)

Escrito por

Twitter icon

Cannes 2014

Repasamos los títulos del Festival de Cannes 2014.

Puede que la primera etiqueta en la que pensemos si nuestro objetivo es calificar la Sección Oficial de Cannes 2014 sea “conservadora”… o quizás “previsible”, aunque en realidad no parece que eso pudiera ser de otra manera, a fin de cuentas, la muestra francesa siempre ha tenido unos rasgos propios absolutamente marcados. Cannes es Cannes para bien o para mal y sólo un iluso podía esperar que ciertos nombres no fueran a ser parte principal de su Competición, los que sostienen que un festival debe seguir la línea trazada y no desviarse de ella sonreirán satisfechos, los que piensan que el estatismo conduce de manera inevitable al declive y que sólo la continua reinvención de una fórmula es muestra de vitalidad, seguro que tienen otros rincones donde acogerse, incluso sin necesidad de escapar de la villa de la Costa Azul… aunque muchas veces resulte paradójico que estos espacios más renovadores (Semana de la Crítica, Quincena de los Realizadores) sean después los menos hollados, tanto personal como virtualmente, por aquéllos que claman por la revolución y es que ser “en acto” y ser “en potencia” nunca fue lo mismo… y menos cuando la luz de las estrellas del Palais deslumbra a propios y extraños.

Cuatro nombres conforman el núcleo de la tradición en la Sección Oficial.  En primer lugar debemos hacer mención de los hermanos belgas Jean-Pierre y Luc Dardenne, miembros del reducido grupo que puede presumir de haber obtenido dos Palmas de Oro (en 1999 por Rosetta y en 2005 por L’enfant), siendo ésta la sexta vez que optan a ganarla al presentar Deux jours, une nuit, de nuevo una working class movie con una improbable Marion Cotillard protagonizando y que sólo tendrá un fin de semana para tratar de convencer a sus compañeros de fábrica de que renuncien a ciertos bonos para que ella pueda conservar su puesto de trabajo. Al igual que Cannes no renuncia a sus principios de selección, tampoco parece que los Dardenne vayan a hacerlo con sus tomas cámara en mano y su forma directa de plantear los conflictos o eso se desprende del primer visionado de su trailer que ténéis arriba.

Si los belgas han competido en la Sección Oficial en seis ocasiones, el británico Ken Loach lo ha hecho nada menos que en doce, además su Jimmy’s Hall parece que será su adiós definitivo a las pantallas por lo que su nombre era uno de los fijos en todas las quinielas. Loach, que también ha ganado una Palma de Oro (en 2006 por The wind that shakes the barley), tratará de volver a conseguirlo con la adaptación al cine de la vida de James Gralton, líder comunista irlandés, única persona que ha sido deportada de su país por razones ideológicas, aunque el motivo alegado oficialmente fue que Gralton era un alienígena (!). Acompaña a Loach al guión su inseparable Paul Laverty y también os dejamos el trailer de la película.

La tercera pata de este banco del grupo de los veteranos es el franco-suizo Jean-Luc Godard, padre fundador de la Nouvelle vague, renovador impenitente del lenguaje cinematográfico, ombliguista perpetuo según algunos y genio absoluto según otros. Godard ha protagonizado Cannes no sólo con sus películas (siete de ellas participantes de la Sección Oficial), sino también a través de sus actos, como aquel 18 de mayo de 1968 cuando junto a los Truffaut, Polanski, Malle, etc. consiguió la cancelación de certamen en solidaridad con los estudiantes revolucionarios que  inflamaban con sus proclamas las calles de París y estableció la Quincena de los realizadores como una sección paralela al margen de cualquier movimiento político o censura. Godard presentará en Cannes Adieu au langage, rodada en 3D y en la que un perro intentará resolver los problemas de comunicación de una pareja (sic).

Para cerrar este conjunto de habituales de la muestra francesa debemos hacer mención del canadiense Atom Egoyan, quizá el más sorprendente nombre de esta cla de veteranos y no porque su nombre no apareciera en las apuestas, que lo hacía, sino porque parece que su cine ya no tiene el pulso que tuvo en algunos momentos de los 90, donde películas como The sweet hereafter o Exotica fueron un claro referente autoral para muchos, incluido el propio Festival donde Egoyan ha competido hasta en seis ocasiones. Esperemos que con su thriller Captives recupere parte del crédito perdido con films con tan poco que decir como Devil’s knot, que causó más risas que intriga en su discretísimo paso por el Festival de San Sebastián 2013. Para que vayáis formando vuestra propia opinión, cerramos este primer especial dedicado a la programación de Cannes 2014 con su recién salido trailer que os traen los amigos de Cine Maldito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *