Críticas: Robocop

Escrito por

Twitter icon

Joel Kinnaman stars in Columbia Pictures' "Robocop."

Renace la leyenda de Robocop.

Típica película que tiene todas las de perder. ¿Por qué, para qué un remake de la obra de Verhoeven? Tras ver la película, se diría que simplemente tenían una idea parecida (un policía superpoderoso gracias a que es mitad hombre y mitad máquina) y decidieron aprovechar la imperante nostalgia ochentera. Porque, aparte del traje y del nombre, ésta película dista bastante de la original… bueno, no, es lo mismo y a la vez no… es complejo. También acontece en Detroit (aunque en esta visión distópica aún tienen gobierno). Ah, y se agradece mucho que la película no sea en 3D.

Si en la obra de los 80 nos encontrábamos en un escenario cyberpunk en el que un Estado débil se veía desbordado por una criminalidad imparable, aquí nos encontramos ante un Estado poderoso que prácticamente ha reducido la criminalidad a 0 gracias a los robots… salvo en USA, donde los defensores de las libertades no han permitido su implantación. Esto nos lo explica Samuel L. Jackson con peluca, cosa que se agradece. Nos encontramos mucho más cerca del escenario propuesto en V de Vendetta; estados poderosos, Irán invadido por EEUU.

DF-02686

La historia original era tan sencilla que a día de hoy asustaría; ésta, aun siendo simple, tiene más subtramas y personajes. Entre ellos, unas cuantas caras conocidas (aparte del mentado L. Jackson) como Gary Oldman, Michael Keaton y Michael K. Williams (Omar en The Wire).

Pero dejemos de comparar: el remake de Robocop, similitudes y diferencias aparte, es una cinta que, en general, funciona. Tiene su propio tono, cosa cada vez más difícil de encontrar. Tiene un ritmo pausado, quizá demasiado, pero se agradece cierto alejamiento de estructuras ya anquilosantes: tardamos media película en tener un Robocop operativo y el desenlace es ciertamente extenso.

NO AGUANTO MÁS… en la primera cinta alejaban este tema dejando de lado la trama de la familia, pero en ésta está presente y la duda me corroe. De lo que estoy hablando es de… si en El Motorista Fantasma 2 nos respondían a la pregunta de cómo hace para miccionar el motorista fantasma, aquí, de nuevo, se esquiva si Robocop puede tener sexo o no.

(escribe una crítica o no volverás a las butacas de la Sony, donde te puedes hacer fotos con Robocop y te regalan camisetas)

Joel Kinnaman stars in Columbia Pictures' "RoboCop."

Eh… mirad, me lo he pasado bien y no esperaba nada, tiene un sentido del humor particular sin llegar, afortunadamente, a sugerir la parodia (un remake post-irónico hubiera sido lamentable). Eso sí, las escenas de acción están dirigidas con barridos, cámara loca y operador convulsivo: eso nunca me gusta. Su mayor mérito es que al menos da la sensación de estar hecha con ganas y que no ultraja la original. Cosa muy de agradecer: muchas adaptaciones de cómic y remakes se limitan a tomar el nombre y la estética de un personaje para lanzarlo a una rutinaria historia de 90 minutos en tres actos. También logra cierta coherencia estética en el apartado de futurista-pero-poco.

Para ser claramente un blockbuster, Robocop lanza al aire ciertas cuestiones interesantes.

En general: potable, correcta en (casi) todos los sentidos y, por supuesto, olvidable. En la cabeza de alguien esto será un plan para San Valentín.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *