Críticas: Tipos legales

Escrito por

Twitter icon

CAH Tipos legales

Vuelve el humor prostático con pedigree.

Dentro de la, cada vez más de moda, fórmula de recuperar a viejas glorias de la interpretación para rememorar sus personajes más gloriosos, como es el caso de Los Mercenarios o Jungla de Cristal, películas en las que podemos ver a Sylvester Stallone y a Bruce Willis riéndose de ellos mismos y sus dolencias propias de la edad mientras se lían a mamporros con los malos, no podían faltar unos delincuentes carcamales liderados por el gangster por excelencia Al Pacino.

Tipos legales comienza con la salida de la cárcel de Val (Al Pacino), un septuagenario que ha cumplido íntegra su condena de 28 años por participar en un tiroteo. Su mejor amigo Doc (Christopher Walken) es la única persona que le espera, pero con un doloroso encargo: Doc tiene que matar a Val siguiendo las órdenes de su antiguo jefe en el plazo de un día y medio, tiempo durante el cual Doc tratará de darle a Val una última noche de juerga inolvidable junto a otro de sus antiguos colegas de “profesión”, interpretado por Alan Arkin.

CAH Tipos legales 2

El segundo largometraje de ficción que dirige el actor Fisher Stevens se sustenta en el guión del debutante Noah Haidle, que no cae en tópicos de comedia geriátrica para producir un humor zafio destinado a reírse de los achaques de unos matones jubilados. Tipos Legales no ridiculiza la vejez de unos caracteres propios de actores mucho más jóvenes, sino que nos ofrece un canto a la amistad y a la lealtad mientras medita sobre el paso del tiempo y la soledad, sin caer en largos discursos metafísicos o sensiblerías innecesarias que hubieran resultado ridículas en una película como esta. Por supuesto que hay chistes sobre cómo ha cambiado la juventud en los últimos 30 años y sobre la viagra, pero ver a Christopher Walken asaltando una farmacia para robar medicamentos contra la hipertensión o las cataratas, más que gracioso resulta entrañable.

Stevens sabe que el motor de la película son las actuaciones de estos tres pesos pesados de la interpretación, y por ello no recurre a maniobras efectistas que desvíen la atención, sino que simplemente observa a sus actores y les dirige con el ritmo pausado que requiere una acción que se desarrolla a lo largo de una noche, acompañándoles además con una estupenda banda sonora que cuenta con grandes nombres del rock y del soul como los de Muddy Waters o Sam & Dave.

CAH Tipos legales 3

Aun teniendo algunos momentos relativamente violentos, y que en ocasiones utilice un humor algo soez, Tipos Legales es una comedia ligera y sencilla que provoca más sonrisas que carcajadas, y que además nos concede el placer de gozar de la soberbia interpretación del trío protagonista, con un Pacino desmadrado pero sin caer en el exceso dándole la réplica a un Walken más reflexivo y comedido. La ternura que suscita la relación entre sus personajes así como la evidente complicidad entre los dos actores, acompañados por el gran secundario Alan Arkin en un papel corto pero no por ello pequeño, es razón más que suficiente para disfrutar de una película que, si bien no pasará por ser una obra maestra, deja un regusto nostálgico y agridulce que merece la pena.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *