Malditos bastardos (Quentin Tarantino, 2009)

Escrito por

Twitter icon

CAH / Malditos Bastardos I

En los Apuntes colectivos de Cinema ad hoc recordamos lo último que ha estrenado Quentin Tarantino hasta la fecha.

«Las lagunas de ritmo están claras, la escena del bar se me hace pesada aunque tiene sus momentos, pero a veces, como le pasa a la película en más momentos, se le quiere dar más importancia de la que tiene, alarga diálogos y se pone pedante. Me gustan, especialmente, los dos personajes femeninos en una película tan masculina y, desde luego, no es la gran película que dicen, pero tampoco el bodrio que se comenta. Tan extremistas los fans como los detractores». (Rizzo)

«Una película muy entretenida y que se disfruta aunque el ritmo decaiga en ocasiones; no se puede decir que sea perder el tiempo. […] El toque de Tarantino está presente, pero algunos diálogos y secuencias se hacen realmente largos y acaban por flojear. Hay personajes simplemente esbozados y otros, como el de Mélanie Laurent, acojonantes, de lo mejor de la película sin duda». (Sergio de Benito AKA Shelby)

«No alcanza la genialidad porque está un poco deslavazada, un mucho deslavazada, pero tiene secuencias memorables. ¿El porqué? Quizás empiece a ser necesario que deje de escribir Tarantino integramente los guiones, porque parece algo evidente que a la película le falta ritmo cuando no tiene chispa el diálogo. Eso sí, es una comedia negra extremadamente cinéfila, los guiños son incontables, los detalles… […] El conjunto es, pues, decente, bueno, pero bastante alejado de su potencial real como cineasta». (Daniel de la Cuesta)

«Me parece que el único tramo de buen cine en toda la película se encuentra en la escena inicial. El resto de capítulos no tienen un viso de buena dirección (la escena del tiroteo esta pésimamente montada) y argumentalmente la peli no se sostiene porque no hay una unidad narrativa definida y los diálogos son cansinos y terminan por saturar. Todo esto, aunado a un excesivo y -por qué no decirlo- estúpido uso de la violencia, hace que la película sea por momentos ridícula». (Juan DRA)

CAH / Malditos Bastardos II

«La película es estupenda, a la altura de las expectativas. Naturalmente, tiene algunos tramos en que el ritmo decae ligeramente, pero veo un logro que en un film de dos horas y media de duración Tarantino consiga que no llegue a aburrirme en ningún momento. […] Como entretenimiento es un lujo». (Diego Bejarano)

«Es bueno que Tarantino quiera hacer películas que recuperen el espíritu de aventuras bélicas como Doce del patíbulo o Los violentos de Kelly, pero, no nos engañemos, por mucho que el director adore y añore ese cine, en ese sentido mirar hacia atrás es un error, porque son películas por y para el momento y el espíritu, irrepetibles. Brad Pitt no es Lee Marvin. Nunca lo será. Es más guapo y habla más rápido, pero no impone, porque actuará muy bien (o muy mal) pero tiene cero presencia. Donald Sutherland, Charles Bronson, Telly Savalas… esos hombres ya no se fabrican. La película es un intento, pero, en el fondo, fallido. Tarantino haría bien en repartir sus miras y dejar de tratar de hacer un cine que no va a volver por mucho que se empeñe en recrearlo». (Neathara)

«Una buena película, sin llegar al nivel del mejor Tarantino, pero resultando una gamberrada divertida y espectacular, aunque me sorpendió que no resultara tan violenta como esperaba y como el tráiler dejaba entrever. Después de verla, parece que el tráiler estaba más bien destinado a reclamar la atención de amantes del morbo y adolescentes ávidos de litros de sangre a lo Kill Bill. Aquí la violencia es puntual y está muy bien utilizada, con una templanza digna de Leone». (Psychomaster)

«Una maravilla. […] La secuencia de la taberna quizás se alargue demasiado, sí, pero es sólo para que el orgasmo final sea más intenso y duradero (como en casi todas las escenas). Me gusta la combinación negociación-ensalada de tiros». (Tim Dog)

«El capítulo 1 es sencillamente genial. La presentación del personaje de Christoph Waltz es tremenda. Añadiría a este tipo a la galería de grandes personajes creados por Quentin Tarantino. A la altura del Julius de Samuel L. Jackson o el Sr. Rubio de Michael Madsen, por poner los dos primeros ejemplos que se me vienen a la cabeza. Me sobra violencia. Sí, hay muchas escenas graciosas y llenas de sangre y tal, pero acabo un poco cansado. Echo en falta esos diálogos sobre cualquier banalidad que tenían sus dos primeras películas, como las diferencias entre las hamburguesas en USA y Europa o la historia de Lady L. Hay mucho Sergio Leone y por tanto mucho spaghetti western, no sé si demasiado». (Dean Moriarty)

CAH / Malditos Bastardos III

8 Responses to Malditos bastardos (Quentin Tarantino, 2009)

  1. Shelbynski dice:

    «Es entretenida porque no es aburrida» (Drakan)

  2. Rizzo7 dice:

    A día de hoy no estoy absolutamente nada de acuerdo con mi propia opinión sobre la película que di aquel fatídico día.

  3. McTeague dice:

    Malditos Bastardos es maravillosa y probablemente la mejor de Quentin. Qué decís de arritmias y aburrimientos. La tensión de las escenas que se alargan y se alargan a base diálogos cuando todos sabemos que todo va a acabar estallando es acojonante. Es entretenidísima y por una vez, además, los guiños cinéfilos tienen corazón y no están solo par demostrar lo mucho que sabe Quentin. Poner a Laurent a limpiar el nombre de Clouzot, literalmente, es de echar una lagrimita.

    • DeanMoriarty89 dice:

      Solo tengo clarísima una cosa: la escena de Brad Pitt hablando italiano es lo peor que ha hecho Tarantino en su vida. Esa escena no es arrítmica ni aburrida, simplemente es lamentable. Aunque solo sea por eso, para mí es imposible que sea la mejor de Quentin xD

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *